La historia de Bal Harbour Shops, una verdadera maravilla arquitectónica entre jardines tropicales, comenzó en 1965 con su apertura como la culminación del sueño de Stanley Whitman, su propietario y desarrollador. Construido en un espacio que fungió como cuartel del ejército durante la Segunda Guerra Mundial, Bal Harbour Shops rompió con todos los paradigmas y esquemas de la época, al ser el primer centro comercial con una exclusiva oferta de marcas de alta costura; a diferencia de aquellos clásicos que mezclaban la moda con servicios esenciales como tiendas de abarrotes y ferreterías en enormes espacios cerrados con aire acondicionado.

 

“Considerado como uno de los máximos espacios comerciales del mundo, anuncia su próxima expansión a casi el doble de su tamaño actual”.

 

Actualmente cuenta con tres pisos de codiciadas colecciones, extraordinarios restaurantes y legendarias marcas como Alexander McQueen, Chanel, Gucci, Stella McCartney, Balmain, Oscar de la Renta y Prada; Bal Harbour Shops es el centro comercial de lujo más rentable de Estados Unidos.

En septiembre de 2012, Bal Harbour Shops rompió un récord histórico de ventas por pie cuadrado, de acuerdo con Shopping Centers Today (SCT) –la revista más respetada de la industria de los centros comerciales–. Su venta promedio de $2,555.00 dólares por pie cuadrado fue casi siete veces mayor al promedio de la industria –de tan solo $451.00 dólares–; y a excepción de 2001 y 2009, años de crisis económica a nivel mundial, los ingresos anuales de Bal Harbour Shops han aumentado desde su apertura en 1965.

El éxito inicial de Bal Harbour Shops se debió en gran medida a la determinación de Whitman de persuadir a Stanley Marcus, en 1971, para abrir la primera tienda Neiman Marcus fuera de su natal Texas y así atraer a boutiques exclusivas que hasta ese momento, solo podían encontrarse a lo largo de los Campos Elíseos en París o en la Quinta Avenida de la ciudad de Nueva York.

Así y cautivados por el éxito inmediato de Neiman Marcus en Miami, en 1976 Saks Fifth Avenue se convirtió en la segunda gran ancla de Bal Harbour Shops, convirtiendo al centro comercial en el único lugar en la ciudad en el que ambas cadenas departamentales de marcas de lujo se podrían encontrar.

Con más de 40 mil metros cuadrados de área Bal Harbour Shops, tendrá próximamente una expansión a casi el doble de su actual tamaño. Alrededor de 40 marcas de lujo de renombre internacional serán incorporadas a la oferta de Bal Harbour Shops, incluyendo la primera tienda insignia de Barneys New York en el sureste de Florida, cuya apertura está planeada para el 2023.

 

W. balharbourshops.com

W. balharbourflorida.com

“En 1976 Saks Fifth Avenue se convirtió en la segunda gran ancla de Bal Harbour Shops”.