Rodeado por algunos de los picos más escarpados de América en un impactante valle verde y montañoso, Four Seasons Jackson Hole es un resort alpino de cinco estrellas que nos sumerge en la mágica naturaleza de Wyoming en Estados Unidos. Famosas pistas de esquí y una inspiradora variedad de vida silvestre en el cercano Parque Nacional Grand Teton han convertido a este destino un portal a las maravillas de la zona, combinando el lujo, la belleza natural y un sin fin de actividades al aire libre – desde esquiar hasta pescar y escalar.

Bajo la sombra de los imponentes picos montañosos de Jackson Hole, la ubicación del hotel en el pueblo de Teton, junto a la pendiente, es difícil de superar. En invierno, el Four Seasons se convierte en un paraíso nevado – ideal para los amantes del esquí – y en verano es un portal a lugares de belleza incomparable y a aventuras inolvidables.

El cercano Parque Nacional Grand Teton se encuentra a corta distancia en automóvil, un destino ideal para el senderismo, el rafting, la observación de estrellas y disfrutar de un tranquilo picnic mientras observamos a las águilas calvas volar por Oxbow Bend.

GALERIA

Podemos vislumbrar alces, bisontes, alces y lobos en su hábitat natural durante un safari privado con vida silvestre, comenzando con un vuelo de ojo de pájaro sobre la cordillera de Teton antes de abordar una moto de nieve para explorar algunos de los lugares más aislados del Parque Nacional Yellowstone.

Los Tetons son considerados uno de los paisajes geológicos más bellos y dinámicos del mundo. Durante las cuatro horas de duración de la excursión Geology of the Tetons del Four Seasons, los geólogos profesionales nos guían a los huéspedes a través de un recorrido visual de las dos cadenas montañosas más importantes de Jackson Hole. Aquí descubrimos características ocultas explorando el antiguo pasado de la zona y visitamos sitios clave para tener las mejores vistas.

Balcones privados en las impactantes suites del hotel nos deslumbran con vistas panorámicas: las habitaciones con vista al valle nos presentan en toda su majestuosidad a la cordillera Gros Ventre y el verde valle de Jackson Hole, mientras que las habitaciones con vista a la montaña nos permiten observar la montaña de esquí de Jackson Hole Mountain Resort, salpicada de esquiadores en el invierno y excursionistas y ciclistas en el verano.

Un mundo de belleza donde estamos en contacto constante con la naturaleza y su magia, Jackson Hole desde el magnífico Four Seasons es un destino inolvidable.

 

“Jackson Hole tiene una impresionante conectividad. Se puede volar a este punto desde 12 ciudades de Estados Unidos, incluyendo Dallas, Houston, Chicago y Nueva York, entre otras”.