Abel Álvarez, alma mater junto a su mujer, Luisa Cajigal, del restaurante asturiano Güeyu Mar, considerado la meca del pescado a la brasa en España, hace una nueva (y doble) entrega de sus esperadas Conservas a la brasa: berberechos y navajas. Parrilla y aceite de oliva virgen extra se hacen otra vez cómplices de Abel para guardar el sabor de Güeyu Mar en estas nuevas latas de la saga.

Procedentes de Rías Baixas -el berberecho en concreto de Noia- con destino directo a la parrilla, estos dos moluscos se suman a la línea de conservas braseadas, inaugurada ahora hace un año por Abel con unas inéditas Sardinas a la brasa en conserva. Por primera vez una lata era capaz de encerrar y conservar el sabor de las brasas de Güeyu Mar y mantenerlo inalterado durante años. Sardinas a la brasa en aceite, picantes y en escabeche eran hasta ahora las tres variedades en cartera a las que hoy se suman las dos nuevas propuestas.

Con los berberechos y navajas, Conservas Güeyu Mar sigue la misma filosofía que con las sardinas, buscando atrapar la esencia de su trabajo en la parrilla. Han sido meses de pruebas e investigación en el proceso de producción y envasado de estos moluscos, en compañía del Centro Tecnológico Agroalimentario ASINCAR en Noreña (Asturias). Y se ha producido una conserva “sin parangón, distinta a lo que hay en el mercado, donde abundan las conservas al natural (agua con sal)”. La elaboración de las Navajas y Berberechos Güeyu Mar es muy especial y mantiene el buen hacer del restaurante. Para ello el producto se pasa una primera vez por la plancha -50-60 segundos- con cáscara, seguidamente se descascara, y se le da una segunda vuelta por parrilla. Después se envasa, se le añade el aceite de oliva virgen, y se esteriliza.

¿El resultado? Un producto con sabores que conviven y se potencian a la vez que se respetan mutuamente, distinguiéndose todos ellos en el producto. La brasa imprime los tonos tostados, con recuerdo a frutos secos, especialmente en las Navajas, y el aceite de oliva adquiere nuevos matices tras su contacto con berberechos y navajas y les aporta una textura más firme que en otros tipos de conservas.

Para que el aceite aporte todos los sabores y además una textura única a los berberechos y navajas, Abel aconseja separar el aceite del producto, y después emulsionar el aceite y servirlo por encima. Esta operación es muy importante, porque sabores y sensaciones cambian mucho. El producto envasado en el aceite suelta una proteína y al emulsionarlo hace de gelificante y aporta viscosidad. Incluso los aceites del berberecho se pueden utilizar para condimentar en otros pescados. Se abren nuevas posibilidades para jugar con los platos.

GALERIA

Las Conservas Güeyu Mar tienen su principal punto de venta en el propio restaurante y también en tiendas seleccionadas. El precio orientativo de las latas (de 150grs. aproximadamente cada una) es de 30€ ($720) los berberechos, mientras que el de las navajas es de 12€ ($288).

Las Navajas y Berberechos a la brasa Güeyu Mar cuentan con un packaging diseñado especialmente, y en línea con el estilo creado para las sardinas, por Entrentanto Lab y Beautiful Bs. El objetivo real es el de “destacar la técnica novedosa y extremadamente delicada del braseado del producto antes de hacer la conserva que Abel Alvarez ha desarrollado en su restaurante Güeyumar”, explica Jorge López Ghisoli, responsable del diseño. Y el objetivo humorístico se consigue en el papel que envuelve las latas, que lleva impresa una historieta para cada producto, y cuando se desenvuelven, se puede leer el cómic completo y queda un mantelito para consumir la lata encima. 

En esta entrega de las Conservas se han creado expresiones gráficas que permitan distinguir los productos fácilmente. Para los berberechos la inspiración gráfica está basada en los carteles de cine de terror de los años 50, utilizando sus códigos característicos de diseño para destacar la acción de la brasa sobre el berberecho.

Mientras, para las navajas se ha diseñado una creatividad tipográfica con la que se destaca el relato narrado usando exclusivamente una vocal, la A de nAvAjAs y brAsAs. El resultado es un lettering divertido que también se puede leer al completo al desenvolver la lata.

 

Conservas Braseadas GÜEYU MAR

D. Playa de Vega 84, 33560 Ribadesella (Asturias), España

T. +34.985.860.863

W. gueyumar.es