Expresión de la pujante vitivinicultura de Mallorca, ÀN/2, de la bodega Ánima Negra, es un vino elaborado a partir de las variedades autóctonas , más importantes de la isla de Mallorca: Callet, Mantonegro y Fogoneu, que representan más del 80% del coupage.

Se vendimia con pequeñas cajas de 10 Kg y se realiza una doble selección de la uva, manual y óptica. La maloláctica se realiza en depósitos de cemento y es envejecido en barricas de roble francés y americano durante un periodo de 13 meses.

El Mantonegro es la variedad más masiva, por así decirlo, de las autóctonas y está adaptada a diferentes zonas. Nosotros tenemos Mantonegro, y las uvas los recogemos en Binissalem, pero también tenemos en la zona de Levante. En cambio el Callet es una variedad que es muy local, las condiciones hace que si sembramos Callet 10 kilómetros en dirección al centro de la isla, estamos metiéndonos con problemas. Problemas que no llega el viento de mar, problemas para que la tierra cambia, llega mal a la maduración. El Callet necesita estar donde quiere estar. Si mueves la variedad de estas zonas es muy complicado. Pero es un valor más añadido a la viña, porque cuando estamos hablando de variedades adaptadas a una zona, el Callet podríamos decir que es una variedad”, expresa Miguel Ángel Cerdá, enólogo y copropietario de la bodega.

Considerado por Cerdá como el vino “todo terreno” de la bodega, de mayor producción, asequible, que lo conoce más gente, y con distribución en diversos países, ÀN/2 forma parte de una iniciativa emprendida por el propio Cerdà y Pere Obrador, ayudados en sus inicios por el enólogo Francesc Grimalt. En la actualidad cuentan con el asesoramiento de Xavier Ausàs, antiguo enólogo de Vega Sicilia. El respeto a las particularidades del suelo y el cultivo de las variedades autóctonas han formado una filosofía propia tanto en la forma de entender la viticultura como en el vino en sí mismo.

Situada en el sureste de la isla, la bodega produce los vinos en la antigua “possessió” de Son Burguera, cercana al pueblo de Felanitx y que data del siglo XIII. La viticultura natural es una prioridad. El respeto por las particularidades de la tierra y el cultivo de variedades autóctonas, como son Callet, Mantonegro, Fogoneu y Prensal Blanc, han configurado una filosofía propia tanto en la forma de entender la viticultura como en el propio producto.

W. annegra.com

 

“Concebido con cepas autóctonas de la isla, expresa la riqueza del terruño a propios y extraños”